Siguenos en:
Cuidado Personal

Copita Menstrual, una forma de reducir tus residuos

Un buen paso para comenzar una vida con menos residuos es usar la copita menstrual. Yo ya llevo unos años y no podría imaginar mi vida con toallas higiénicas desechables nuevamente. Este maravilloso invento te entrega mucha comodidad y reduce drásticamente los residuos generados durante el periodo menstrual y también los ga$tos.

En general soy media alérgica y tenía miedo de que tuviese alguna reacción con la silicona. La verdad, es que nunca he tenido un problema, todo lo contrario, creo que es mucho más higiénico y cómodo.

Se dice que ya a fines del siglo XIX existían algunos prototipos de copas menstruales. Y en los años 30 Leona W. Chalmers patentó una copita de caucho (algo pesada y no tan cómoda) que fue desplazada por el tampax. En el 2000 apareció la primera copita de silicona.

Hoy existen muchas marcas, yo tengo Mia Luna y ha sido lo máximo. Hay que perderle el “miedo” partiendo porque ¡te vas a ahorrar mucha plata! Pueden durar 5 a 10 años, hasta el momento no es posible reciclar la silicona, pero evitas una gran cantidad de residuos.

En mi caso no fue lo más-más cómodo cuando comencé, estaba nerviosa y eso es lo peor. Creo que es un tema de adaptación y de conocerte ya que cada cuerpo es diferente. Es clave estar relajada y tranquila. Se puede usar hasta 12 horas, pero recomiendo revisarla cada 8. Durante el periodo basta con enjuagarla y al final de tu periodo menstrual debe esterilizarse ya sea con una pastilla que venden las marcas que comercializan copitas, existen unos contenedores para el microondas o en una olla con agua hirviendo (yo uso una exclusivamente para mi copita, jamás para cocinar).

Si vas a usarla por primera vez lo mejor es ir al local (eso hice yo) ahí te explican todo: qué talla debes usar, cómo se introduce, limpia y esteriliza al final del ciclo.

¿Has usado la copita? ¿Cuál ha sido tu experiencia?

Comparte esta publicación
Publicación Anterior Siguiente Publicación

Tal vez tambien te guste

2 Comments

  • Reply Cat

    Hola fran! Me encanta tu blog, yo use una copita menstrual mia luna por casi un año, la adoraba pero tuve que dejar de usarla. Tenia una infeccion vaginal recurrente y yo (una persona no muy sexualmente activa que digamos) no tenia idea de como seguía volviendo, hasta que se me ocurrio decirle a mi ginecologa que usaba la copita. A pesar de que la esterilizo después de cada mes mi doctora me aseguró que eso es lo que me tenia asi. Conoces algún otro metodo de higiene menstrual ecológico? Me encantaría volver a tener una menstruación responsable :(.

    22 septiembre, 2018 at 2:31 am
    • Reply Fran

      Hola! Qué fome lo que te pasó!!!
      Te recomiendo probar con toallas higiénicas reutililizables, se pueden lavar ♥️

      23 septiembre, 2018 at 2:44 am

    Deja un comentario