Siguenos en:
Residuos Orgánicos

Lombrices saludables

Ver a nuestras lombrices saludables es la mejor señal de que estamos haciendo el proceso de forma correcta. El vermicompostaje no es complejo, pero requiere de ciertos cuidados para mantener el ambiente ideal para que las lombrices puedan digerir los residuos orgánicos y transformarlos en el maravilloso humus.

Necesitan una alimentación equilibrada con desechos orgánicos de origen vegetal, papel y cartón picados, una humedad adecuada, una temperatura moderada, tranquilidad y un poco de amor….

La primera señal es que estén gorditas, de color rojo oscuro y cuando se estiran se vean sus anillos delgados más anaranjados. El clitelo, anillo más grueso que las rodea como un pañuelo, debe ser bien visible. Si es que están flacuchas, de color rojo muy muy oscuro, café o blancuchas ya son señales de que algo sucede. Si tampoco podemos ver en nuestras lombrices el clitelo quiere decir que no están en un ambiente ideal, quiere decir que han inhibido su sistema reproductivo, ya que autorregulan su población según la cantidad de alimento disponible y calidad del ambiente en el que están. Por lo mismo, otra buena señal es que veamos huevos o lombrices guagüitas.

En el caso de que hayan señales que tus chiquillas no está bien debes revisar si están bien de humedad: al apretar un poco de humus sólo deben salir unas pocas gotas de agua, si salen más tendrás que agregar más materia seca (cartón, hojas), si al contrario se ve muy seca habría que regar un poco la mezcla, o quizás el ambiente se acidificó mucho, para lo que tendrías que agregar cáscaras de huevo picadas o molidas como siempre nos recomienda Justine de @reutil.cl

Pueden encontrar más información sobre vermicompostaje en posts anteriores bajo la categoría de residuos orgánicos.

Este post es un canje por la bella vermicompostera de @reutil.cl

Comparte esta publicación
Publicación Anterior

Tal vez tambien te guste

No hay Comentarios aun

Deja un comentario